El gimnasio de la memoria SARAIVA: entrenar la memoria sí tiene resultados.

“Al principio decían no soy capaz… con el tiempo dicen ¡ponme cosas más difíciles!

Con motivo de la celebración del Día Mundial del Alzheimer el pasado 21 de septiembre leíamos noticias en la prensa  en las que se resaltaba de nuevo la importancia de combinar medicación con la terapia no farmacológica. Este tipo de terapias van ganando terreno día a día, esttán indicadas para aquellas personas que quieren fomentar un estilo de vida activo e independiente y, justamente en eso, se basa el trabajo de la unidad de memoria Saraiva o, como muchos de nuestros usuarios la llaman, el Gimnasio de la Memoria.

Con el propósito de infundir esperanza a todas aquellas familias que tienen a un ser querido que padece alguna patología asociada al deterioro cognitivo, nuestra terapeuta Chus Cons, quiere compartir los logros conseguidos en el último semestre. Para ello, se emplea la escala MEC, un test utilizado por los neurólogos para evaluar el grado de deterioro cognitivo en áreas como la orientación, memoria inmediata, memoria semántica (lenguaje y cálculo), concentración y  funciones ejecutivas. La puntuación máxima de este test es de 35 puntos. Semestralmente aplicamos esta escala a cada uno de nuestros usuarios de la Unidad de Memoria para valorar su desarrollo y reenfocar nuestro trabajo.

Estos resultados demuestran que dedicándole unas horas a la semana, en terapias de estimulación de la memoria, una persona no solo frena el deterioro cognitivo sino que también logra mejorar aquellas capacidades que se pensaban afectadas.

saraiva-terapias-unidad-de-moria-01

Chus, podrías compartir con nosotros cuáles son los principales logros del trabajo realizado en la Unidad de Memoria los últimos seis meses.

La mayoría de los usuarios llegan con la autoestima muy baja y tras las primeras sesiones se percibe como van incrementando su confianza y empiezan a creer que aún son capaces de realizar todo tipo de actividades.

El incremento de la autoestima incide directamente sobre  todas las áreas de trabajo. Los resultados más significativos se observan en memoria semántica (lenguaje y cálculo), orientación, funciones ejecutivas y atención.

Los usuarios de la UTI realizan  un promedio de 4 horas de terapia: 2 en el centro, acompañado del terapeuta y 2 en su domicilio, de forma individual, con actividades propuestas por  el profesional.

Tras seis meses de trabajo, se observa que el 85% de los usuarios presentan una mejoría de sus capacidades cognitivas. Estos datos son demostrables tras aplicar la Escala MEC, al inicio y a los 6 meses del tratamiento.

¿Cuál es el perfil de las personas que acuden a la Unidad de Memoria Saraiva?

Es un perfil muy variado, pues contamos con personas de  distintos grados académicos, de todos los ámbitos sociales (rural – urbano) y con una edad a partir de los 60 años.  Lo que sí tienen todas en común es que presentan alguno de estos síntomas: bloqueos de memoria, desorientación, dificultades de atención y concentración, dificultad para evocar palabras, recordar nombres, etc

¿Cómo es el trabajo que se realiza?

Primero tenemos que conocer a la persona con la que vamos a trabajar: sus gustos, su nivel académico, su profesión;  resumiendo,  un poco de su biografía y estilo de vida. Para ello, realizamos una entrevista con la propia persona y, por su puesto, con su familia. A continuación, realizamos una valoración de su nivel cognitivo a través de la aplicación de tres escalas (MEC,  Test del Reloj  y Fototest) que nos permiten dibujar una hoja de ruta con los objetivos que queremos alcanzar y los pasos a dar.

A partir de ahí empezamos con el trabajo de  las sesiones, que en la mayor parte de las ocasiones son individuales, aunque también contamos con sesiones grupales. En la sesión se trabajan cuestiones como la comunicación, las funciones ejecutivas, la memoria, la orientación, la memoria semántica (lenguaje y cálculo), la atención y concentración… con actividades enfocadas directamente a las capacidades de cada persona.

¿Cuándo debemos acudir a la Unidad de Memoria?

Cuando en  el entorno familiar se empiecen a percibir los primeros síntomas de olvido, despistes frecuentes, desorientación, dificultad para encontrar palabras, cambios en el humor, dificultad para planificar o tomar decisiones, etc.

Si la terapia empieza en una fase precoz de una patología, es más fácil frenar y recuperar aquellas capacidades que parecen olvidadas e intentar que el usuario mantenga su autonomía,  calidad de vida y, sobre todo, prevenir la dependencia.

saraiva-terapias-unidad-de-moria-02

¿En qué medida nos pueden ayudar las nuevas tecnologías a estimular la memoria?

Aplicar  las nuevas tecnologías a las sesiones de terapia individualizada es una forma sencilla y entretenida  de trabajar la actividad mental  con una finalidad específica  y con la seguridad de que el usuario no solo está realizando estimulación cognitiva sino que también se está divirtiendo.

Hoy por hoy,  creo que sería difícil realizar una terapia sin un soporte tecnológico.  Las sesiones se hacen más amenas, interesantes y no tan repetitivas. Por otro lado, no solo es un instrumento de estimulación de la memoria, también se desarrolla el interés y la curiosidad del usuario.

¿Qué parte te gusta más de tu trabajo?

Ver que van ganando confianza y  que son capaces de realizar tareas que antes no se atrevían. Cada día es un reto y cuando al principio decían: “no soy capaz”, con el tiempo dicen: “¡ponme cosas más difíciles!”

También es muy enriquecedor el contacto directo con las personas, nuestras charlas y todo lo que aprendo con ellos cada día. Cada uno tiene vivencias y experiencias que están lejos de mi alcance y hacerme partícipe de sus vidas, es un honor.

Me proporciona una gran satisfacción cuando al finalizar la sesión me dicen: “¿pero ya pasó la hora?”

 

Chus Fernández Cons

Chus Fernández Cons

Licenciada en Pedagogía por la Universidad Católica de Salvador de Bahía (Brasil) y homologación del grado académico por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte de España. Especialista en Estimulación Cognitiva y en la usabilidad de las diferentes técnicas y terapias cognitivas aplicables a la tercera edad y a las personas mayores y/o en situación de dependencia. En la actualidad Chus es terapeuta en la Unidad de Memoria Saraiva en Pontevedra.